viernes, 1 de junio de 2018

🌸Cultiva plantas del género Neoregelia como un experto🌸


Consejos básicos para el cultivo de plantas ornamentales del género Neoregelia. Fotografías de una representante muy cultivada.

Descripción general de las plantas del género Neoregelia

Neoregelia es un género de +/- 65 especies de plantas herbáceas epífitas o terrestres perteneciente a la popular familia botánica Bromeliaceae.  Muchos representantes del género abundan en jardines de todo el mundo como plantas ornamentales por la belleza inigualable de los patrones de coloración en el follaje.

Floración típica de las plantas del género Neoregelia

Floración típica de las plantas del género Neoregelia



Este grupo vegetal desarrolla una roseta de hojas que no logran sobrepasar los 50 cm de altura ni los 45 cm de diámetro. Las hojas son generalmente coriáceas, presentan una forma linear-lanceolada con los márgenes enteros y la presencia de pequeñas espinas y la base forma una cavidad en la que se almacena el agua de las precipitaciones. En la mayoría de las plantas de la familia Bromeliaceae se observa esta captación de agua con la finalidad de digerir todo material orgánico que caiga en esta agua y comience a descomponerse (se pudiera decir que son plantas detritívoras). 

Las flores en este género son pequeñas y se disponen en una inflorescencia baja que se desarrolla en el centro de la roseta de hojas. Cada flor no supera los 2 cm de diámetro, presentan una coloración azulada o blanca y la corola está formada por tres segmentos triangulares que no logran abrir en su totalidad (generalmente). Con el inicio de la formación de la inflorescencia, en muchas especies, las hojas superiores adquieren una coloración muy intensa de alto valor ornamental. La floración ocurre a los 3 años o más de vida.

En este género la terminación de la floración conlleva a la muerte de la roseta madre aunque desarrolla numerosos hijuelos basales que darán origen a plantas nuevas.

Vista de una roseta de hojas de una planta del género Neoregelia

Vista de una roseta de hojas de una planta del género Neoregelia


Manual para el cultivo de las plantas del género Neoregelia

Las plantas de este género son fáciles de cultivar siendo ideales para personas con pocas experiencias en el cultivo de especies ornamentales. A continuación, los cuidados básicos de este grupo vegetal:

Iluminación:

Necesitan mucha iluminación para exhibir la coloración vistosa de sus rosetas de hojas, florecer y crecer saludables. Aconsejamos exponerlas al sol de la mañana y finales de la tarde; el sol del mediodía puede provocar quemaduras en el follaje. En verano es necesario cultivarlas bajo luz solar filtrada durante todo el día.

Temperaturas:

Crecen mejor en climas frescos a ligeramente cálidos donde las temperaturas se encuentren entre los 18-25°C. No exponerlas a temperaturas inferiores a los 5°C ni superiores a los 35°C (algunas especies toleran temperaturas altas).

Sustrato:

Crecen perfectamente en una mezcla de turba rubia, trozos de carbón vegetal y arena gruesa de río. También se puede añadir al sustrato fibras de coco, trozos de cortezas de helechos arborescentes y fragmentos de barro cocido. Esta mezcla ha funcionado bien tanto para especies epífitas como terrestres. El sustrato siempre debe tener una buena aireación y permitir el drenaje rápido del agua.

Frecuencia de riego:

Regar 1-2 veces semanales durante las estaciones cálidas y añadiendo agua al centro de la roseta de hojas. En invierno debe reducirse drásticamente el riego de forma que solo se mantenga el sustrato con un poco de humedad (pero no seco). Utilizar preferiblemente agua de lluvia para evitar cambios en el pH del sustrato y un aumento en la concentración de minerales. Cada 20-30 días extraer con algún objeto de succión y las manos el agua y el material orgánico que se encuentre entre las hojas y en el centro de la planta para evitar pudriciones de las rosetas por un elevado nivel de descomposición de dicho material orgánico.

Plagas y enfermedades:

Son plantas extremadamente resistentes a las plagas y raramente las atacan. En ocasiones pueden aparecer cochinillas, pulgones y ácaros. La escasez de riego conlleva al abarquillamiento del follaje y seca de las hojas basales de la roseta.

Multiplicación:

Mediante la separación de hijuelos basales que aparecen eventualmente y durante la floración. El enraizamiento de los hijuelos puede demorar hasta un mes y se acelera con un aumento de las temperaturas y una elevada humedad relativa.

Páginas relacionadas


Síguenos en nuestras redes sociales:

No hay comentarios:

Publicar un comentario