jueves, 26 de octubre de 2017

Una planta que parece de piedra, Titanopsis calcarea



Características generales de la planta suculenta llamada Titanopsis calcarea. Fotografías de la especie y consejos básicos para su cultivo.

Descripción básica de la planta suculenta Titanopsis calcarea

La planta Titanopsis calcarea es una pequeña suculenta (no supera los 5 cm de altura) perteneciente a la familia Aizoaceae muy popular entre los coleccionistas por la morfología rústica y exótica de sus hojas. Además, posee floraciones atractivas que solo son logradas cuando se cultiva de forma óptima. Es originaria de la región sur del continente africano donde crece en sustratos pobres en materia orgánica y generalmente minerales. Esta especie es extremadamente resistente a las bajas temperaturas llegando a tolerar temperaturas por debajo de los -8C. Por esto es bastante cultivada en países templados ya que sobrevive sin problemas a los inviernos muy fríos.

Vista de la planta suculenta Titanopsis calcarea

Vista de la planta suculenta Titanopsis calcarea


Titanopsis calcarea es especie perenne de muy lento crecimiento que desarrolla una roseta (por lo general la roseta individual no supera los 5 cm de diámetro) muy baja con pocas hojas pero muy compactas. Con el tiempo de la base de la roseta se forman nuevos hijuelos que crearán una colonia mientras se desarrollan. Estas colonias por lo general no superan los 10 cm de diámetro.

Las hojas se caracterizan por tener forma ligeramente espatulada a obtusas, son carnosas, muestran una coloración verde grisácea y presentan numerosas asperezas con forma de verrugas en la región cercana a los bordes. Estas asperezas y la coloración verde grisácea de la planta les dan un aspecto muy rústico y exótico (esta planta se mimetiza muy bien con las rocas presentes en el sustrato de su hábitat natural).

Las flores son pequeñas (+/- 1 cm de diámetro) y aparecen en el ápice de las rosetas. Tienen una coloración amarilla brillante que contrasta muy bien con el verde grisáceo de las hojas. La floración se manifiesta principalmente a finales del verano y el otoño

Consejos para el cultivo de la planta suculenta Titanopsis calcarea

Es una especie bastante sencilla de mantener en el jardín aunque no es indicada para principiantes. A continuación sus cuidados:

Iluminación:

Necesita mucha iluminación para crecer saludable y mantener el porte aplanado de las rosetas. En climas templados puede exponerse directamente al sol del invierno y bajo luz solar filtrada en las demás estaciones. En países tropicales y subtropicales se debe cultivar bajo luz solar filtrada durante todo el año porque el sol que incide en esta área geográfica la quemará.

Temperaturas:
 
Es necesario cultivarla en climas frescos aunque crecen perfectamente en climas cálidos. El rango de temperaturas perfecto para esta especie se encuentra entre los 2-24°C. Tolera sin problemas temperaturas superiores a los 30°C siempre que el sol no le incida directamente. Para incentivar la floración esta planta debe pasar frío en invierno y por eso es menos común la producción de flores en los trópicos que en zonas templadas.

Sustrato:

Muy mineral y con un drenaje perfecto. Una mezcla de 1/3 de materia orgánica y 2/3 de arena gruesa es una buena opción. Es una planta muy susceptible a la pudrición si crece sobre sustratos que se encharquen.

Frecuencia de riego:

Esta planta tolera muy bien la sequía y por esto necesita pocos riegos. Se recomienda efectuar el riego cada 15 días en temporadas cálidas y 1 vez al mes en invierno.

Plagas y enfermedades:

No es muy atacada por plagas pero las cochinillas, pulgones y moluscos pueden afectarla.

Multiplicación:

Se multiplica de manera sencilla mediante la separación de rosetas o por semillas.

Páginas relacionadas

 
Síguenos en nuestras redes sociales:

No hay comentarios:

Publicar un comentario