jueves, 22 de junio de 2017

Una trepadora para tu jardín exterior, la Piscuala. Combretum indicum



Fotografías y características de la planta trepadora conocida popularmente como Piscuala, Combretum indicum. Consejos para su cultivo.

Descripción general de la planta trepadora Combretum indicum

Combretum indicum es una planta trepadora arbustiva de tallos leñosos originaria de regiones tropicales del continente asiático. Pertenece a la familia botánica Combretaceae y antes estaba clasificada dentro del género Quisqualis (Quisqualis indica), son sinónimos. Es una planta muy apreciada por su rápido crecimiento y abundante floración. Actualmente sus valores ornamentales han provocado su introducción en países tropicales del Nuevo Mundo, Europa y África para el adorno de jardines exteriores de hogares y parques públicos. Popularmente esta planta se le conoce de diferentes maneras en dependencia de la localidad en donde crezca; los nombres más comunes son: Piscuala, Picuala, Quiscal, entre otros.

Vista de la floración típica de la planta trepadora Piscuala, Combretum indicum

Vista de la floración típica de la planta trepadora Piscuala, Combretum indicum



Esta especie se caracteriza por formar tallos muy ramificados que pueden cubrir aproximadamente a los 10 metros de ancho y alturas entre los 5-9 metros (incluso más). Los tallos presentan un crecimiento trepador, son delgados y presentan una coloración pardo-verdosa; luego de crecer lo suficiente los tallos se va engrosando y se van haciendo leñosos. Esta planta presenta un crecimiento muy similar a la popular Buganvilla (Bougainvillea spp.).

Las hojas se disponen alternas en los tallos, tienen forma elíptica con la base redondeada, peciolos conspicuos y coloración verde clara a oscura. Además, miden de 10-15 cm de largo, se observa la nerviación de las hojas principalmente en el envés, tienen los márgenes enteros a poco ondulados y se mantienen durante todo el año en la planta (es una especie perenne).

Las flores se disponen numerosas en los tallos, son tubulares (el tubo floral es muy delgado), la corola presenta de 4-7 “pétalos” (generalmente 5), miden aproximadamente 6.5-8 cm de largo por +/- 3 cm de diámetro en el extremo apical, presentan inicialmente una coloración blanca que se irá oscureciendo a roja-violácea con el paso del tiempo (las flores oscuras son aquellas que han terminado su desarrollo) y desprenden un aroma muy dulce. La floración es principalmente atractiva por la gran cantidad de flores que produce la planta a la vez y la diversidad de colores que se puede observar en un mismo racimo floral. La época de floración comienza a principios de la primavera hasta finales del otoño; en climas donde los inviernos son muy suaves la planta puede florecer todo el año aunque con menos flores en comparación a las que produce en los meses más cálidos.

Los frutos son ovoides con cuatro márgenes muy pronunciados y de consistencia dura. Cuando no están maduros presentan una coloración verde que irá cambiando al pardo-morado mientras maduran. Luego de madurar pierden la dureza y son muy fáciles de abrir para obtener las semillas.

Consejos para el cultivo de la planta trepadora Piscuala, Combretum indicum

Combretum indicum es una planta fácil de cuidar en el jardín y cuando alcanza grandes tallas es capaz de cuidarse por sí sola. A continuación sus cuidados básicos:

Iluminación:

Esta planta florecerá de forma abundantes y crecerá más rápido si se cultiva a pleno sol. Tolera crecer a semisombra pero las floraciones serán menos numerosas. Solo se deben cultivar bajo luz solar filtrada las plantas pequeñas.

Temperaturas:

Requiere crecer en climas donde las temperaturas nunca disminuyan de los 3°C en ninguna época del año porque provocará la muerte de la planta. Su rango de temperaturas óptimo se encuentra entre los 15-35°C.

Otra imagen de la planta trepadora Piscuala, Combretum indicum

Otra imagen de la planta trepadora Piscuala, Combretum indicum


Sustrato:

Necesita un suelo con un buen aporte de nutrientes y un perfecto drenaje. Se recomienda utilizar sustratos ricos en materia orgánica o humus de lombriz. No tolera crecer en suelos que se encharquen con facilidad.

Frecuencia de riego:

En plantas pequeñas con regar 2-3 veces por semana en los meses más cálidos del año es suficiente. En invierno el riego debe ser más espaciado; preferiblemente 1 vez a la semana o cada 15 días en dependencia de las temperaturas. Las plantas adultas son capaces de sobrevivir con el agua de las precipitaciones ocasionales aunque en temporadas de sequía podemos regarlas un poco para que no pierdan mucho follaje.

Poda:

Podar todas las puntas de los tallos en temporadas invernales para incentivar la ramificación de la planta.

Plagas y enfermedades:

Es muy resistente a las plagas. Solo se observan problemas en esta planta por errores de cultivo.

Multiplicación:

A partir de esquejes de tallos que no han completado la lignificación pero que no son totalmente verdes (semileñosos) de 15 cm o más de largo. Para lograr que arraiguen se deben aplicar hormonas de enraizamiento en el área del corte. También se multiplica por semillas.

Otros artículos que te pueden interesar


Síguenos en nuestras redes sociales:

No hay comentarios:

Publicar un comentario