viernes, 22 de julio de 2016

Conoce al Calancoe Piedra, Kalanchoe rhombopilosa



Fotografías y características de la planta suculenta conocida popularmente como Calancoe “Piedra”, Kalanchoe rhombopilosa. Consejos para el cultivo.

El Calancoe Piedra, Kalanchoe rhombopilosa

Kalanchoe rhombopilosaes una planta suculenta de lento crecimiento perteneciente a la familia Crassulaceae muy cultivada por coleccionistas de todo el mundo por la belleza de sus hojas. Esta especie es confundida con frecuencia con especies del género Adromischus (Adromischus triflorus y Adromischus cooperi) por el gran parecido que tienen entre sí. Kalanchoe rhombopilosa es oriunda de la región sur de Madagascar (Madagascar es uno de los sitios donde mayor número de especies del género Kalanchoe se han descrito) pero su distribución actual se ha expandido a colecciones en todo el mundo.

El Calancoe Piedra, Kalanchoe rhombopilosa


Esta especie es una de las más pequeñas del género (alcanza generalmente menos de 30 cm de altura) y su tallo rara vez se ramifica más de 2 veces. Las hojas son el principal atractivo de la planta donde predomina el color verde oscuro, el gris y abundantes manchas verdosas o púrpuras (dependiendo la intensidad de luz que reciban). Estas poseen un peciolo muy corto y su forma es casi triangular con los bordes enteros en los laterales y algo aserrados en el ápice. La presencia de manchas en las hojas en combinación con el color de estas, asemejan los matices de colores de las piedras; de ahí su nombre popular.

Además se puede observar que las hojas son carnosas y pueden disponerse en el tallo, opuestas o alternas; en algunas ocasiones hemos observado plantas con ambas disposiciones de las hojas.

Las flores surgen en el extremo del tallo en una inflorescencia racimosa en panícula acompañada por un largo tallo floral que puede ser del mismo o más largo que la planta en sí. Las flores son pequeñas con coloraciones amarillentas-verdosas; las flores en esta especie no son muy llamativas como en otras del género.

Detalle de las hojas del Calancoe Piedra, Kalanchoe rhombopilosa

Detalle de las hojas del Calancoe Piedra, Kalanchoe rhombopilosa


Consejos para el cultivo del Calancoe Piedra, Kalanchoe rhombopilosa

Es muy fácil de cultivar si sigues los consejos de cultivo que les dejamos a continuación:

Iluminación: Necesita crecer en sitios con buena iluminación. En climas templados podemos exponerlo directamente al sol para que las manchas tomen su color púrpura característico. En climas tropicales debemos cuidarlo del sol intenso del verano porque puede provocarle quemaduras. Esta especie también crece sin problemas a semisombra pero sus manchas se mantendrán de color verde.

Temperatura: Prefiere climas cálido con inviernos suaves. La temperatura ideal para la especie debe estar en el rango de 20-35°C. Temperaturas inferiores a los 10°C y las heladas son mortales.

Sustrato: Se recomienda utilizar sustratos de calidad para plantas crasas y cactus. Requiere sustratos sueltos con óptimo drenaje basados en gravilla, arena gruesa y algo de tierra. Por lo general y por experiencia personal es bastante tolerante a diferentes tipos de sustrato siempre que la permeabilidad sea perfecta.

Otra imagen del Calancoe Piedra, Kalanchoe rhombopilosa

Otra imagen del Calancoe Piedra, Kalanchoe rhombopilosa


Frecuencia de riego: Regar cuando el sustrato se encuentre seco por completo. El riego debe ser profundo pero sin encharcar el sustrato. En invierno debe regarse mucho menos.

Plagas y enfermedades: Es atacado con frecuencia por cochinillas y pulgones; debemos eliminarlos rápidamente. El exceso de riego provoca la pudrición de las raíces y de la planta en general.

Multiplicación: Muy fácil a partir de hojas y esquejes de tallos. Las hojas enraízan en la primera o segunda semana. Los esquejes y hojas recién cortados deben dejarse secar (el área del corte) por 24 horas antes de ser ubicados en el sustrato.

Páginas relacionadas


Síguenos en nuestras redes sociales:

No hay comentarios:

Publicar un comentario