domingo, 5 de junio de 2016

¿Por qué existe tanta variedad de flores en las orquídeas?



¿Por qué las flores en las orquídeas son tan variadas en color, forma y tamaño? Fotos de flores de especies donde se ven las diferencias morfológicas.

Flores de la orquídea Tolumnia guibertiana, conocida como Orquídea Bailarina

Flores de la orquídea Tolumnia guibertiana, conocida como Orquídea Bailarina


¿Por qué las flores de las orquídeas son tan diversas?

La familia Orchidaceae está considerada como la más evolucionada en cuanto a las estructuras reproductoras, es decir, las flores. La gran variedad de formas, la amplia gama de colores, la cantidad de flores y el tamaño de estas, tienen siempre un objetivo fundamental: la atracción de polinizadores específicos. 

A diferencia de otras plantas, las orquídeas son maestras del engaño, el cual utilizan como recurso para poder intercambiar el polen. Por ejemplo:

-Muchas especies solo poseen un polinizador y sus flores han evolucionado para tratar de imitar a la hembra de dicho polinizador y atraerlo para intercambiar polen. 

Flor de la especie Dendrobium nobile

Flor de la especie Dendrobium nobile


-Otras han modificado su aroma para que esta sea casi idéntica a las feromonas que utilizan muchos insectos para atraer a sus parejas. Lo más gracioso de esta modificación es que los polinizadores llegan a las flores con el objetivo de aparearse con ellas literalmente. Las flores aprovechan y esparcenel polen (polinias) sobre el animal para que otras flores puedan recepcionarlo y polinizarse. 

-Algunas especies segregan aromas muy dulces que atraen a muchos insectos (abejas, mariposas) y otras desprenden aromas desagradables para atraer moscas por ejemplo.

-La mayoría de las flores poseen numerosas manchas en el labelo que indican a su polinizador donde se encuentra el néctar, dichas manchas son conocidas como canal nectario. 

Flor de una especie del género Spathoglottis

Flor de una especie del género Spathoglottis


-Los colores variados juegan un papel fundamental en el tipo de polinizador que atraen. Ejemplo: el color rojo en las flores es muy atractivo para zunzunes y colibríes. 

El número de flores en las inflorescencias varía en dependencia del grupo o género. Por lo general las flores pequeñas (no siempre) se producen en grandes cantidades para que sean más visibles para los polinizadores. Las flores grandes generalmente se producen en menos cantidades. Las orquídeas necesitan mucha energía para florecer y por esto siempre tratan de generar las flores (número y tamaño) de forma no excesiva y acorde a sus reservas energéticas.

Flor de la especie Encyclia cordigera

Flor de la especie Encyclia cordigera


Todas las flores de las orquídeas siguen un patrón estructural básico: 2 pétalos, 1 labelo, 3 sépalos y la columna (estilo y estigma fusionados). Estas estructuras son altamente variables en dependencia del género y los polinizadores. Por lo general todas las flores son hermafroditas donde el polen (concentrado en polinias) se encuentra alejado del estigma para evitar la autopolinización. Muchas especies poseen estructuras de adhesión en las polinias para que se peguen rápidamente al polinizador cuando entre a la flor y el polen sea intercambiado.

En conclusión, todas las orquídeas han evolucionado al mismo ritmo que sus polinizadores con el objetivo de propiciar la mantención de las especies a lo largo del tiempo. 

Flor de la especie Cymbidium atropurpureum

Flor de la especie Cymbidium atropurpureum


Páginas relacionadas


Síguenos en nuestras redes sociales:

No hay comentarios:

Publicar un comentario