miércoles, 13 de abril de 2016

Conoce a la Rosa de hojas Ondulantes, Echeveria shaviana



Características de la planta suculenta Echeveria shaviana, conocida popularmente como Rosa de hojas Ondulantes. Consejos para el cultivo en el jardín.
 
La Rosa de hojas Ondulantes, Echeveria shaviana

Echeveria shaviana es una especie suculenta de lento crecimiento de la familia Crassulaceae muy popular en las colecciones de plantas crasas por la belleza de sus hojas. Esta especie no posee un tallo evidente (es muy corto) y solo se observa la formación de una roseta muy compacta de hojas alargadas y algo carnosas. En esta especie de Echeveria, las hojas no son muy engrosadas como en otras plantas del género.

La Rosa de hojas Ondulantes, Echeveria shaviana


La Rosa de hojas Ondulantes no alcanza más de 10 cm de altura durante toda su vida, es decir, esta especie es de pequeño porte pero sus hojas tienden a ser bastante alargadas (pueden medir más de 7 cm de largo por 2-5 cm de ancho; existen algunas plantas que han logrado a formar rosetas de más de 20 cm de diámetro). Las hojas tienen el borde muy irregular donde podemos observar numerosas ondulaciones y/o pequeños pliegues (de ahí el nombre popular de la especie “ondulantes”). Estas tienen una coloración intermedia entre el azul claro y el gris; en sitios con iluminación intensa, los bordes se tornan rosáceos.

Las flores son bastante llamativas cuando aparecen; esta especie al igual que todas las plantas del género Echeveria, forma una inflorescencia racimosa lateral (racimo floral) acompañada de un largo tallo floral. Las flores son pequeñas y tienen una coloración intermedia entre el naranja y el rosado. La época de floración para esta especie ocurre a inicios o mediados de la primavera.

Distribución geográfica de la Rosa de hojas Ondulantes, Echeveria shaviana

Esta especie es nativa de México; principalmente de la zona norte del país. Crece de forma natural a las orillas de grandes árboles donde se resguarda de la intensa luz solar de este territorio. En la actualidad es muy fácil de encontrar en muchas colecciones por su valor ornamental.

Consejos para el cultivo de la Rosa de hojas Ondulantes, Echeveria shaviana

Echeveria shaviana es muy fácil de mantener en el jardín. Solo es susceptible al exceso de agua y la luz solar directa. Aquí les dejamos los consejos para el cultivo de esta planta:

Vista lateral de la Rosa de hojas Ondulantes, Echeveria shaviana

Vista lateral de la Rosa de hojas Ondulantes, Echeveria shaviana


Iluminación: Necesita crecer en lugares muy iluminados; nunca a pleno sol (quemará sus hojas). Puede exponerse de 3-4 horas de luz solar directa en países subtropicales y templados.

Temperatura: Requiere crecer en ambientes cálidos y estables. Las temperaturas deben mantenerse sobre los 20°C durante todo el año. En países con inviernos fuertes, debe resguardarse en invernaderos.

Sustrato: Crece de forma óptima en suelos muy permeables. El encharcamiento del agua es mortal para esta especie.

Frecuencia de riego: Regar solo cuando el sustrato este completamente seco; para comprobar la humedad del sustrato, debemos introducir un dedo a una profundidad de aproximadamente 2 cm. En invierno debemos regar lo menos posible. 

Formación de las hojas en la Rosa de hojas Ondulantes, Echeveria shaviana

Formación de las hojas en la Rosa de hojas Ondulantes, Echeveria shaviana


Plagas y enfermedades: Es frecuentemente atacada por cochinillas que se alojan en la base de sus hojas; las secan con rapidez. Las babosas y caracoles devorarán esta especie en pocas horas si logran alcanzarla ¡CUIDADO! El exceso de riego provoca la pudrición de las raíces y la planta en general, en muy poco tiempo; comprueba la permeabilidad del sustrato y la frecuencia con la que realizas el riego.

Multiplicación: Se reproduce muy fácil a partir de esquejes foliares y retoños que surgen en la base de plantas bastante grandes.

Páginas relacionadas


Síguenos en nuestras redes sociales:

No hay comentarios:

Publicar un comentario