lunes, 25 de enero de 2016

La hermosa orquídea Coelogyne viscosa. Consejos para el cultivo.



Fotos de la flor y descripción de la orquídea Coelogyne viscosa o Coelogyne graminifolia. Distribución geográfica y consejos para el cultivo.

Flor de la orquídea Coelogyne viscosa o Coelogyne graminifolia

Flor de la orquídea Coelogyne viscosa o Coelogyne graminifolia


La orquídea Coelogyne viscosa o Coelogyne graminifolia

Coelogyne viscosa es una orquídea poco común en muchos jardines pero que podemos encontrar con facilidad en muchos viveros del mundo. Esta especie se caracteriza por ser una planta epífita (a veces litófita) con alargados, ovalados y estrechos pseudobulbos algo arrugados (se forman canales en los pseudobulbos cuando son adultos). Cada pseudobulbo puede alcanzar más de 5 cm de largo por 3 cm de ancho.

Es una orquídea bifoliada (presenta 2 hojas). Las hojas son muy alargadas y estrechas, con altas posibilidades de ser caedizas. Pueden alcanzar más de 40 cm de largo (algunos casos más de 50 cm) por 1-2 cm de ancho; son muy estrechas para su largo. Las hojas son de color verde oscuro tanto en el haz como en el envés.

La floración es el principal atractivo de esta especie porque cuando existen más de 20 pseudobulbos, estos pueden florecer a la vez y observarse una floración muy abundante. Las flores surgen a partir de inflorescencias racimosas que se desarrollan a los laterales de los pseudobulbos; a inicios del desarrollo de la inflorescencia podemos confundirla con otro pseudobulbo, pero se identifica fácilmente porque es una estructura muy particionada. Cada inflorescencia puede tener más de 5 flores que irán abriendo según su estado de maduración (de forma simultánea).

Vista lateral de la flor de la orquídea Coelogyne viscosa o Coelogyne graminifolia

Vista lateral de la flor de la orquídea Coelogyne viscosa o Coelogyne graminifolia


Las flores se caracterizan por tener tanto los pétalos como los sépalos completamente blancos; el labelo a los laterales (área que cubre la columna) tiene numerosas líneas marrones y en su región inferior, una coloración amarilla-naranja con rugosidades lineares de color pardo oscuro. Las flores son muy perfumadas y fragantes. La floración ocurre principalmente en invierno.

Distribución geográfica de la orquídea Coelogyne viscosa o Coelogyne graminifolia

Esta especie es originaria del continente Asiático pero la podemos encontrar en muchos jardines y viveros del mundo por su valor ornamental. Generalmente es una orquídea bastante cara. Su hábitat natural está restringido a sitios cercanos a ríos o arroyos presentes en bosques en grandes altitudes; pueden crecer a más de 1500 metros sobre el nivel del mar.

Consejos para el cultivo de la orquídea Coelogyne viscosa o Coelogyne graminifolia

Coelogyne viscosa se cultiva muy fácil pero necesita de algunos requerimientos básicos para su buen desarrollo y floración:

Iluminación: Requiere sitios algo sombreados pero con algunas horas de luz al día (no a pleno sol). Se recomienda situarla bajo la sombra natural de árboles coposos. 

Temperatura: Requiere temperaturas frescas o cálidas. Crece mejor en temperaturas que se encuentren entre los 20-28°C y que se mantengan estables durante todo el año.

Frecuencia de riego: Debemos regar con frecuencia pero evitando el encharcamiento del agua en las macetas para evitar su futura pudrición. El riego óptimo sería de 2-3 veces por semana en primavera, otoño y verano; frenar el riego o una vez semanal o cada 15 días en invierno.

Otra foto de la orquídea Coelogyne viscosa o Coelogyne graminifolia

Otra foto de la orquídea Coelogyne viscosa o Coelogyne graminifolia


Sustrato: Requiere un sustrato rico en materia orgánica (carbón vegetal, fibra de coco) si se cultiva en macetas. Crece mucho mejor en troncos para epífitas o árboles vivos.

Ventilación. Solicita un lugar con un flujo de aire constante que permita el secado rápido del sustrato y las raíces.

Plagas y enfermedades: Es una especie susceptible al ataque de cochinillas y áfidos que en condiciones extremas la podrían secar; controlar con insecticidas y siempre vigilar la planta para evitar la aparición de estos. El exceso de agua en el sustrato provocará la pudrición de las raíces y aparición de hongos que matarán a nuestra planta en pocos días.

Multiplicación: Se obtienen plantas nuevas separando pseudobulbos y sembrándolos en los lugares escogidos.

Páginas relacionadas


Síguenos en nuestras redes sociales:


No hay comentarios:

Publicar un comentario