viernes, 15 de enero de 2016

Manual para el cultivo de Begonias en casa



Aspectos fundamentales para cultivar begonias en casa y mantenerlas 100% sanas. Fotografías de algunas variedades.

Flores abundante de una begonia

Flores abundante de una begonia


Como cultivar begonias en el jardín

Las begonias son uno de los grupos de plantas que más se utilizan en la jardinería por la belleza de sus follajes y flores. Aunque, generalmente lo atractivo de estas plantas suelen ser sus hojas  no sus flores, si existen especies de begonias que muestran flores hermosas. Casi todos los que tenemos un jardín; en este no faltan las begonias, pues son plantas que alegran la vista de cualquier espacio. Algunas especies pueden ser cultivadas como plantas de exteriores, mientras que la mayoría son utilizadas para decorar interiores.

Para los productores de begonias no resulta muy difícil el cuidado de estas plantas, pues se reproducen fácilmente y solo con conocer los requerimientos de cada especie, basta para cultivarlas sin ningún inconveniente.

Begonia con hojas espectaculares

Begonia con hojas espectaculares


Para aquellos que no conocemos las generalidades de cada especie, a veces no suele ser muy fácil su cultivo. Muchas veces nos excedemos en riego y terminamos pudriendo las plantas,  otras veces estas se secan por falta de agua. En esta publicación le brindamos consejos generales que se adecuan a la mayoría de las especies, la mayoría de los cuales, los hemos aprendido con nuestra experiencia personal.

Sustrato

Unos de los factores esenciales para el cultivo de cualquier tipo de planta, son las características del sustrato que esta requiere. La mayoría de las begonias prefieren un sustrato con buen drenaje y bien poroso. El sustrato debe contar con poca tierra y abundantes fibras que retengan agua, corteza compostada y muchos nutrientes. 

Begonia de flores con hojas verdes

Begonia de flores con hojas verdes


Fertilización

La fertilización es clave para el cultivo de estas plantas. Se deben aplicar fertilizantes basados en amonio bajo alta luminosidad. Con poca luminosidad se deben aplicar fertilizantes basados en calcio.

Frecuencia de riego

La frecuencia del riego es esencial para el cultivo de begonias. Hay que tener mucho cuidado porque las raíces de estas plantas tienen a pudrirse con mucha facilidad, por tanto, la frecuencia de riego debe ser moderada. Tampoco puede escasear el riego, porque se secan en muy poco tiempo. El sustrato debe mantenerse húmedo por no con agua en exceso. Se debe regar bien temprano en la mañana para evitar que se quemen las hojas, también se puede regar al atardecer. En invierno es muy importante moderar bien el riego, porque en este tiempo tienden a pudrirse con mucha facilidad.

Temperatura ambiental

La mayoría de las begonias prefieren temperaturas entre los 18 y 20 °C. No soportan cambios bruscos de temperatura, ni temperaturas muy bajas, ni muy altas. Necesitan crecer en sitios con temperaturas estables durante todo el año.

Variedad de begonia con grandes flores

Variedad de begonia con grandes flores


Plagas y Enfermedades

Las begonias suelen ser muy susceptibles a casi todas las plagas que pueden encontrarse en el jardín. Es muy común que sean afectadas por ácaros, cochinillas, trips, entre otros. Con los tratamientos se debe ser muy cuidadosos, porque estas plantas pueden ser muy vulnerables ante estos. En la actualidad se están utilizando muchos métodos biológicos que se basan en el uso de hongos patógenos de insectos y otros controladores biológicos como parasitoides.

Los nemátodos también suelen causar serios daños, para eso se deben aplicar productos a base de oxamilo.

Los ataques por hongos se pueden identificar fácilmente por la formación de manchas pardas. La mejor forma de combatir los hongos es evitándolos, contralando la humedad, ya sea en los riegos, en el ambiente y manteniendo nuestras plantas con la aireación adecuada. También se pueden tratar con productos como el benomilo (pero no es muy recomendado por su nivel de toxicidad).

Hojas hermosas de una begonia

Hojas hermosas de una begonia


Las babosas y caracoles son un enemigo voraz de las begonias que pueden desaparecer nuestras plantas en poco tiempo. Debemos eliminarlas de forma manual cuando aparezcan y luego verter sobre el sustrato trozos de cáscaras de huevo para alejarlas por un tiempo. Si las babosas son muy comunes en el jardín debemos cultivar las begonias en alturas que no puedan alcanzar. 

Una de las amenazas más serias para las begonias son las infecciones por bacterias, estas se pueden notar como manchas acerosas de las hojas que se extienden muy rápido. La infección por bacterias debe ser eliminada inmediatamente de las plantas con el uso de antibióticos.

Reproducción

La forma más fácil para reproducir nuestras begonias en casa es mediante propagación vegetativa por esquejes. En algunas begonias, como las arbustivas, suele ser más seguro tomar trozos de tallos y plantarlos en el sustrato. En otras begonias más pequeñas suele ser muy factible, tomar una hoja con su peciolo, y este introducirlo en el sustrato (no completamente).

Flor de una begonia más de cerca

Flor de una begonia más de cerca


La propagación por semillas en casa es muy difícil, ya que estas son muy diminutas; este tipo de propagación es más bien llevado a cabo por empresas especializadas.

Páginas relacionadas


Síguenos en nuestras redes sociales:

No hay comentarios:

Publicar un comentario