martes, 22 de septiembre de 2015

Morfología de las flores. Componentes florales.



Fotos comparativas y variabilidad de las flores en la naturaleza. La morfología general de la flor. Descripción de sus partes. Para saber más de las plantas

Hemos realizado muchas publicaciones acerca de numerosas especies de plantas, compartiendo con ustedes sus características, distribución geográfica, usos por el hombre; pero nunca hemos tratado temas relacionados con la morfología de la flor. Conocer los aspectos generales relacionados con la morfología floral, es muy necesario para tratar con nuestras plantas, reproducirlas, y hasta proporcionarles las condiciones más adecuada para su cultivo.

Es importante saber que todas las plantas no tienen flores, esta estructura es exclusiva de dos grandes grupos: las gimnospermas y las angiospermas, aunque en estos grupos la organización interna de esta estructura es diferente.

En gimnospermas las flores son muy sencillas, poco llamativas y se disponen en estróbilos. Los estróbilos son estructuras que se basan en un eje, alrededor del cual, las flores se disponen helicoidalmente.

En Angiospermas las flores son mucho más complejas y de gran diversidad morfológica. 

Diversidad de flores en angiospermas

Diversidad de flores en angiospermas


En general, la flor es una rama modificada para la reproducción sexual. 

Morfología floral de angiospermas
 
Las hojas de la flor, llamadas antófilos, se insertan sobre un eje denominado tálamo.  Este a su vez está sujetado al pedicelo, un pedúnculo que une a la flor con el resto de la planta. 

Piezas florales

Los antófilos se disponen en cuatro grupos denominados verticilos. De afuera para adentro, los dos primeros grupos que se observan, son hojas estériles, y los otros dos, fértiles. Si la flor presenta los cuatro grupos entonces se clasifica como completa, y si al menos falta uno, como incompleta. 

Esquema de las partes de una flor

Esquema de las partes de una flor


Los antófilos estériles forman el periantio, y su función principal es proteger las estructuras reproductoras. Las piezas más externas del periantio constituyen el cáliz, son generalmente de color verde y se denominan sépalos. Las más internas constituyen la corola, se denominan pétalos y son de colores muy variados.

Tanto las piezas del cáliz como la corola pueden estar libres o fusionadas. En caso del cáliz, si las piezas están libres, la flor se clasifica como dialisépala, y si están fusionadas, como gamosépala. Lo mismo ocurre con la corola, si las piezas están libres, la flor se denomina dialipétala, y si están fusionadas, gamopétala.

Muchas veces, las flores pueden estar desprovistas de corola, y se clasifican en apétalas. También puede darse el caso, que no posean estos dos verticilos, y se denominan flores desnudas.

En muchas especies no se observan diferencias entre las piezas del cáliz y la corola, y entonces estas piezas se denominan tépalos. Estas piezas no siempre tienen que ser similares, sino que muchas veces pueden tomar un gradiente de formas. En general, a las plantas que poseen tépalos, se les denomina homoclamídeas, y a las que si presentan el periantio diferenciado, heteroclamídeas.

A los antófilos fértiles se les denominan esporófilos y constituyen las piezas reproductivas de las flores.

Androceo

A los más externos, que limitan con el periantio de la flor, se les denomina estambres, y forman la parte masculina de la flor. La función de estas hojas modificadas es la generación del grano de polen.

Los estambres están formados por una parte estéril, llamada filamento, por la cual se fija al receptáculo o tálamo. También poseen una parte fértil llamada antera que constituye la porción más distal del estambre. En esta porción es donde se encuentran los sacos polínicos, y por tanto donde se producen los granos de polen.

Los estambres se pueden encontrar libres o fusionados, ya sea por los filamentos o por las anteras. En su base se encuentran los nectarios, que son glándulas diferenciadas productoras de néctar. El néctar sirve como recompensa para los polinizadores.

El número de estambres en las flores es muy variable. Pueden existir flores con un solo estambre, como por ejemplo, flores de la familia Euphorbiaceae, o flores con dos estambres como en la familia Oleaceae, o flores con numerosos estambres como en la familia Mirtaceae.

Diferencias en número de estambres en flores 

Diferencias en número de estambres en flores


En algunas flores el número de estambres puede coincidir con el número de pétalos.

Pueden aparecer en algunas flores estambres estériles denominados estaminodios y su función puede ser la producción de néctar o el reclamo de polinizadores al igual que los pétalos.

Gineceo

A la parte más interna se le denomina gineceo y constituye la parte femenina de la flor. El gineceo está formado por el conjunto de carpelos u hojas carpelares. Los carpelos forman el pistilo. Esta estructura se diferencia en ovario, estilos y estigmas. El pistilo puede estar formado por un carpelo duplicado que se cierra sobre si mismo, o por varios carpelos fusionados.

A la parte inferior del pistilo se le denomina ovario, es abultado, y forma una cavidad donde se encuentran los primordios seminales u óvulos.

El estilo es la parte estéril, filamentosa, que permite el paso de los granos de polen, desde el estigma, donde son recepcionados, hasta el ovario.

En el ovario se crean cavidades delimitados por tabiques. Estas cavidades se denominan lóculos que contienen a los óvulos en espera de ser fecundados. 

En el interior del ovario se desarrolla un tejido, denominado placenta, que sustenta a los óvulos.

El óvulo, o primordio seminal está formado por un conjunto de células que dan lugar al saco embrionario, llamado nucela, y está rodeado por cubiertas protectoras.

Los carpelos que forman el gineceo pueden estar libres o fusionados, en caso de estar libres, el gineceo se clasifica en apocárpico, y si están fusionados, en sincárpico. El gineceo puede tener de uno a varios carpelos.

Las flores se pueden clasificar en cuanto a la simetría, si presentan simetría radial, en actinomorfas, y en zigomorfas si la simetría es bilateral. Existen flores que no presentan ningún patrón de simetría.

 Simetría en flores 

Simetría en flores

 
Se pueden clasificar también de acuerdo a los verticilos que presentan. Si poseen los dos verticilos se clasifican en bisexuales, si poseen solo uno de los verticilos, en unisexuales, y si no poseen ninguno de los verticilos, en estériles.

No hay comentarios:

Publicar un comentario